Íñigo Urquía

Periodista

Un cuaderno nuevo y pocas sillas para abrir la IX Legislatura

leave a comment »

Congreso de los Diputados

El rey Juan Carlos I ha lanzado a las Cortes Generales, con todos los diputados y senadores elegidos el 9-M reunidos, un mensaje de concordia, convivencia y unidad, así como una petición: que la clase política busque consensos. El Rey ha instado a las Cámaras a trabajar “con el máximo tesón” para “tejer amplias áreas de entendimiento y de consenso, especialmente en las grandes políticas de Estado”, de forma que representen siempre “la más amplia y sólida expresión de la voluntad popular”.

En concreto, el monarca ha dado prioridad a la lucha contra el terrorismo etarra y a afrontar las “dificultades e incertidumbres” de la situación económica, para lo que será básico la “solidaridad”. Juan Carlos I, para quien la ciudadanía reclama estos pactos de Estado, ha subrayado que “la lucha contra el terrorismo ocupará un lugar crucial” y ha resaltado que el consenso de todas las fuerzas democráticas es una de las demandas más unánimes e insistentes” de la sociedad, “una obligación de todos los demócratas y un deber frente a las víctimas y sus familias”.

Por último, el Rey también ha señalado al príncipe Felipe de Borbón como garantía de futuro, tras apostar por el “diálogo y debate dentro de la Constitución de 1978”. Los aplausos han cerrado el discurso del monarca, pero los diputados y senadores de ERC y de ICV han optado por no dar palmas y mantener los brazos caídos.

Cinco nuevos en el banco azul

La sesión ha comenzado con el Himno Nacional, una de las pocas ocasiones en las que puede verse a todos los diputados y senadores puestos en pie, y en completo silencio.

El nuevo presidente de la Cámara Baja, José Bono, ha subrayado que sacar lustre a la política exige no limitarse a hablar de “utopías imposibles”. Asimismo, ha considerado que, pese al “empeño” en ocasiones de los políticos en exagerar sus diferencias, lo que les une es mucho más que lo que les separa. “Nos une la libertad, la defensa de una sociedad más justa y ampliar la calidad de vida de todos los ciudadanos”, ha sentenciado.

En la Cámara, los parlamentarios luchaban por el espacio: los 350 diputados han tenido que compartir su espacio con 264 senadores y muchos de ellos sufrían de estrecheces de espacio.

El político manchego, que ha citado a Pessoa y Kavafis, ha proyectado su derecho de llegar a una “Ítaca” española del bienestar, en presencia del nuevo Gobierno que, encabezado por el presidente José Luis Rodríguez Zapatero, ocupaba por primera vez la bancada azul (cinco ministros de ellos lo hacían por primera vez)

Después, los Reyes, acompañados por la reina Sofía de Grecia, los Príncipes de Asturias y las Infantas Elena y Cristina, han compartido un almuerzo con los miembros de las Mesas del Congreso y del Senado. Los integrantes del gabinete socialista, los parlamentarios, las altas instituciones del Estado y otros invitados, más de setecientas personas, han saludado a la Familia Real en el Salón de Pasos Perdidos del Palacio.

Ésta es la primera vez que la Princesa de Asturias participa en esta ceremonia como miembro de la Familia Real, ya que en la apertura de la anterior legislatura Letizia Ortiz era prometida de Don Felipe. El Duque de Palma, Iñaki Urdangarín, esposo de la Infanta Cristina, no ha acudido por encontrarse en viaje de trabajo en el extranjero.

Sonrisas y un desfile

Las sonrisas y las palabras contenidas han ocupado el patio de la Cámara Baja, antes y después de la sesión. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón, han evitado hacer declaraciones acerca del XVI Congreso del PP. Sin embargo, el alcalde ha estado mucho más lacónico que Aguirre y ha entrado en el Palacio como una exhalación.

El portavoz de ERC en la Cámara Baja, Joan Ridao, salía del Palacio poco después de que llegara Joan Tardá, que no ha pisado el Hemiciclo para escuchar las palabras del Rey. Ninguno de sus compañeros, además, han pasado por el Salón de Pasos Perdidos. En otro corrillo, Gaspar Llamazares (IU) conversaba con el mítico dirigente comunista Santiago Carrillo.

Fernando Moraleda, que ha lucido una amplia sonrisa a pesar de dejar su cargo de secretario de Estado de Comunicación a Nieves Goicoechea, ha estrechado la mano de otro de los que se caen del nuevo gabinete, Jesús Caldera, el ex ministro de Trabajo y Asuntos Sociales.

El líder del PP, Mariano Rajoy, con el portavoz socialista, José Antonio Alonso, han charlado durante más de diez miutos mientras esperaban la marcha castrense. Rajoy ha declarado después que sólo han hablado “de León”, donde nació el socialista y donde el popular pasó parte de su infancia. Antes, el jefe de la oposición y el presidente Zapatero han tenido una breve charla.

Tras la fotografía de familia, la Familia Real ha presidido el desfile militar, a cargo del Batallón de los Tres Ejércitos que pone fin a la ceremonia de apertura de la IX Legislatura. Una alfombra roja cubría la escalinata de la fachada principal del Congreso y, a su lado, los diputados se arremolinaban en la tribuna de autoridades.

Los diputados socialistas Trinidad Jiménez y Eduardo Madina no han podido subir a ese podio, pero tampoco perdían detalle de los uniformes azul marino con franja roja, las brillantes corazas de la Guardia Real, las caballos y las picas.

Las tropas han desfilado Carrera de San Jerónimo abajo, con la gente asomada de los balcones, y han cerrado su marcha al grito de “¡Viva España!”, frente al dosel de la Puerta de los Leones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: